01800 999 URGE (8743)

01800 999 URGE (8743)

Ir a COI-Maxi

Centro Oncológico:

Tratamientos

Tratamientos para el cáncer

No hay dos casos de cáncer que sean iguales. Por eso no existe un tratamiento único para combatirlos.

En la definición del tratamiento se consideran muchos factores: el tipo de cáncer, su comportamiento genético, la etapa en la que está la enfermedad, la edad del paciente y su condición de salud, son algunos de los más importantes.

Lo normal es buscar la cura; sin embargo, en los casos en los que eso ya no es posible, el tratamiento se dirige a controlar la enfermedad o reducir los síntomas para aumentar la calidad de vida del paciente.

El tratamiento planeado inicialmente puede variar con el tiempo, ajustándose a las nuevas circunstancias del paciente y su evolución.

Una estrategia personalizada

La oncología dispone de distintos recursos para tratar el cáncer: la cirugía, la quimioterapia, la radioterapia, la terapia hormonal, la biológica y el trasplante de médula, son los más importantes.

Atención personalizada: doctora dándole la mano a paciente.

La mayoría de los tratamientos incluye dos o más de estos recursos; sin embargo, algunos casos particulares responden mejor a uno solo.

Los tratamientos pueden ser sistémicos, es decir, que actúan sobre todo el cuerpo, o locales, que se enfocan en un área específica.

  • La terapia sistémica envía medicamentos por el torrente sanguíneo para destruir células malignas en todo el cuerpo, incluyendo las que se extendieron más allá del tumor original. La quimioterapia, la radiación abierta, la terapia hormonal y la biológica son sistémicas.
  • La terapia local extirpa o destruye el cáncer en una parte del cuerpo; por ejemplo, la cirugía para retirar un tumor o la radioterapia enfocada para reducir su tamaño, son locales.

Los tratamientos para el cáncer generalmente dañan células y tejidos sanos, por lo que es común sufrir efectos secundarios que dependen del tipo y la extensión del tratamiento, y pueden ser distintos de un paciente a otro, e incluso de una sesión a otra.

Antes de comenzar el tratamiento, el equipo de atención médica te explicará los efectos secundarios y las formas de mitigarlos.

Cirugía

Se emplea para extraer el tumor y, en ocasiones, un poco de tejido sano circundante, para evitar que vuelva a crecer. El médico puede también retirar algunos ganglios linfáticos cercanos al área del tumor, cuando se sospecha o sabe que el cáncer los ha invadido, ya que son vías por las que el cáncer puede extenderse a otras áreas. (+)LEER MÁS

Radioterapia

La radioterapia, o terapia de radiación, utiliza rayos de alta energía para destruir las células malignas sin afectar tejidos distantes. Los médicos cuentan con distintos tipos de radioterapia. Algunas personas se benefician de una combinación de ellas. (+)LEER MÁS

Quimioterapia

La quimioterapia es el uso de medicamentos para destruir las células con cáncer. La mayoría se inyectan en la sangre, aunque algunos se toman por vía oral. Cualquiera que sea el método, las medicinas ingresan al torrente sanguíneo y actúan en todo el cuerpo. La quimioterapia también puede usarse después de la cirugía para disminuir las posibilidades de que el cáncer vuelva, o antes de ella para hacer más pequeño el tumor. (+)LEER MÁS

Terapia hormonal

Algunos tumores malignos, principalmente los del cáncer de próstata y mama, necesitan de hormonas para crecer. En ocasiones tu médico recetará medicamentos que impiden el desarrollo tumoral provocado por las hormonas.

Tratamiento molecular dirigido

El tratamiento molecular dirigido es otro tipo de terapia sistémica. Hoy en día se conocen diversas alteraciones genéticas que presentan las células tumorales, y se han diseñado medicamentos para inhibir la reproducción de las células malignas a través del bloqueo de dichas alteraciones.

Trasplante de médula ósea

Las altas dosis de radiación o quimioterapia destruyen las células malignas, pero también las células sanas de la médula ósea. El trasplante de médula consiste en la recolección e implantación de células madre del mismo paciente o de algún donador. Se reciben por medio de un tubo flexible que se coloca en la vena. Las células sanas trasplantadas generan nuevos glóbulos sanguíneos. En este tratamiento, el paciente debe permanecer en el hospital.

Contáctanos

Llámanos al 5424-7200 extensión 7282, escríbenos a contactanos@medicasur.org.mx o consulta la sección Contacto.

Horarios de programación de consultas y tratamientos: de 8:00 a 20:00 hrs. de lunes viernes y de las 8:00 a las 14 hrs. los sábados.

Terapia Infusional: Lunes a viernes de 8:00 a 23 horas. Sábados de 8:00 a 14:00 horas